Cómo guardar sábanas de forma correcta

Las sábanas son un artículo de casa que te acompaña tanto al despertar como al momento de dormir. Por lo tanto, es importante que estas se mantengan en buenas condiciones. Guardarlas de forma correcta te puede evitar muchos dolores de cabeza. ¡No te preocupes! En The Safe Storage, empresa de alquiler de depósitos en Lima, podemos ayudarte.

En el siguiente artículo te mostraremos cómo guardar sábanas ya sea en casa o en un depósito en alquiler.

1.- Lava tus sábanas correctamente

Tu primera preocupación al guardar sábanas es que se deben encontrar limpias al momento de almacenarlos. Recuerda que estos artículos tienen contacto directo con nuestra piel y son más propensos a absorber grasa, polvo, células muertas, etc.

Por ello, así sea que solo las has usado una vez y ahora piensas en guardarlas, tienes que lavarlas y secarlas antes. Por otra parte, también es posible que tengas uno o dos juegos de sábanas que no has utilizado, por lo que lavarlos no es absolutamente necesario en ese caso.

lava sabas correctamente
lava sabas correctamente

Como te contamos, el contacto con el cuerpo depa rastros de piel en las sábanas. Si los almacenas de esa forma, al poco tiempo aparecerán hongos y moho. Se trata de un problema que también ocurre al guardar ropa fuera de estación.

Cada vez que colocas tus sábanas en la lavadora, las fibras de la tela se desgastan y su exposición al agua y jabón puede rasgarlas con el tiempo. ¿Qué hacer en esos casos? Aquí te damos algunos consejos.

Lo mejor es lavarlas en agua fría y en el ciclo de lavado más delicado posible, ya que el calor excesivo puede degradar la tela. Utiliza una cantidad pequeña de detergente suave porque demasiado de este elemento dejará tus sábanas algo tiesas.

Una vez limpias quita toda la humedad de tus ítems en una secadora de ropa lo suficientemente grande y a un nivel de calor medio o bajo. A fin de que la tela se libere de cualquier rastro de agua, añade bolas de secado. Estas pueden evitar que las fibras se agrupen.

Deja que las sábanas tengas suficiente espacio para que recuperen su volumen. Una vez listas, dóblalas inmediatamente para evitar que se arruguen. Recuerda que algunas fibras requieren secar al aire y siempre revisa las indicaciones de la etiqueta.

2.- Permite que la tela respire

Este paso es importante con fibras naturales como el algodón. Lo más recomendables es que guardes estos artículos en lugares con buena ventilación. Evita las bolsas plásticas, ya que acumulan humedad y podrían ocasionar el surgimiento de moho. En lugar de aquello, usa bolsas de algodón, las cuales protegerán las sabanas de los insectos y permitirán la circulación de aire.

3.- Cómo empacar sábanas

como empacar sabanas

Es importante saber cómo empacarlas correctamente y no guardarlas de cualquier forma. Una de tus principales prioridades consiste en mantener tus artículos en buene estado durante todo el tiempo que se encuentren almacenados. Entonces, ¿cómo guardar las sábanas en el armario o ropero de forma segura?

Tienes la posibilidad de utilizar de bolsas de sellado al vacío. Estas son útiles cuando tratas con fibras como algodón o materiales sintéticos siempre que no permanezcan dentro por muchos meses. Si las pones en un lugar donde no se rasgue, la bolsa mantendrá a raya todos los peligros que llegan con la humedad del ambiente.

Ahora bien, como tu objetivo es que los hilos no se estropeen, lo mejor será que las guardes según su peso. Al momento de ubicarlas en tu armario o estante, coloca las que tengan las fibras más resistentes en el fondo. Las telas más sensibles deben ir en la parte superior y no coloques nada sobre estas.

Te puede interesar: Cómo organizar espacios en recámaras

4.- Cómo mantenerlas frescas

¿Planeas mantener empacadas tus sábanas por un periodo prolongado de tiempo? Recuerda que se trata de artículos delicados y susceptibles a la humedad y la temperatura del ambiente. Por lo tanto, a largo plazo estos ítems podrían desarrollar ciertos olores. Qué inconveniente, ¿no? Felizmente existen algunas medidas que puedes tomar para evitarlo.

Tu primera opción es colocar algunas toallitas para secadora dentro de tus sábanas dobladas o en la bolsa antes de guardarlas. Estas funcionan muy bien y mantienen frescos tus ítems sin importar el tipo de fibras que posean.

Evita las bolas de naftalina. Sí, estas pueden mantener tus sábanas a salvo de algunas plagas. Sin embargo, aquello dejará en la tela un olor indeseable. Un artículo que posee un mejor aroma y que cumple la misma función es el cedro. Retazos de esta madera te darán seguridad y una agradable fragancia.

Ahora sabes como guardar las sábanas. Si pones en práctica nuestros consejos tus ítems se mantendrán en buen estado todo el tiempo que permanezcan guardados. Recuerda que si deseas darles mayor seguridad, el alquiler de almacenes en Lima es siempre una gran opción para objetos delicados.

En The Safe Storage Co. brindamos el servicio de alquiler de depósitos para guardar cosas, de esta manera podrás mantener tus bienes protegidos y en una zona de fácil acceso para ti. Comunícate con nosotros si estás interesado en nuestras unidades de almacenamiento.

Deja un Comentario