Consejos para guardar la ropa del bebé

Los bebés necesitan ropa, coches, una cuna y un cambiador. ¡Por eso, es fácil que sus cosas se apoderen de toda tu casa! Entonces, ¿cómo guardar la ropa del bebé? ¿qué hacer con sus artículos cuando crecen? Si planeas agrandar tu familia, puede ser beneficioso conservarlos. En vez de guardarlos en tu casa, considera la opción de un depósito de alquiler.

Tips para guardar la ropa de bebé

consejos guardar ropa bebe tips guardar ropa

Si no sabes cómo guardar la ropa que ya no usa tu bebé, ¡no te preocupes! A continuación, te brindamos algunos útiles consejos:

  1. Lava las prendas: siempre lava las prendas de tu bebé antes de guardarlas. Si no lo haces y quedan restos de comida en la ropa, se puede formar moho u hongos en la tela.
  2. Deshazte de los artículos no deseados: revisa la ropa de tu bebé para determinar si hay alguna prenda en mal estado o que no te gustaba de tu primer hijo. Dale otro uso a las prendas dañadas y dona aquellas que personalmente nunca te gustaron.  
  3. Clasifica las prendas según la talla: ordena la vestimenta de tu niño por tallas. Por ejemplo, forma una pila de recién nacido, otra pila de 0-3 meses, de 3-6 meses y así sucesivamente. Si separas la ropa por tamaños ahorrarás tiempo cuando retires los artículos del almacén para usarlos de nuevo.
  4. Emplea contenedores de plástico: guarda los artículos en contenedores de plástico para posteriormente colocarlos en una bodega de almacenaje. Los contenedores de plástico evitarán que el polvo y la suciedad se apoderen de tu ropa. De igual forma, al ser transparentes, podrás encontrar lo que buscas fácilmente. 
  5. Etiqueta: si bien podrás ver el interior de los recipientes, igual es importante que etiquetes el exterior del envase. Especifica el sexo, el rango de edad y la estación de la ropa del pequeño en el interior del contenedor.

Cómo guardar un coche

consejos guardar ropa bebe coche bebes

  1. Limpia el coche: antes de guardar el coche, límpialo. Frota con un pañito húmedo cualquier área que haya estado en contacto con la comida para matar cualquier bacteria que esté presente. Asimismo, aspira el interior del coche para retirar migajas o restos de comida.
  2. Pliega el coche: pliega el coche para evitar que ocupe mucho espacio en la bodega storage. Así, previenes que su estructura o las ruedas se dañen. 
  3. Cubre el coche: evita que el polvo y la suciedad penetren cubriéndolo con una sábana.

Cómo guardar una cuna

consejos guardar ropa bebe cuna bebes

  1. Toma una foto de la cuna: armar una cuna puede ser difícil. Por eso, antes de desarmarla, tómale una foto para que te sirva como guía cuando la tengas que volver a armar en el futuro.
  2. Desmonta la cuna: desmonta la cama y utiliza una etiqueta colgante para marcar las piezas con instrucciones como «lado derecho» o «parte trasera».
  3. Reúne las piezas pequeñas: coloca las piezas pequeñas en una bolsa plástica. Etiqueta la parte frontal de la bolsa con las piezas y las partes que irán dentro.
  4. Lava el colchón y su funda: lava la funda del colchón en la lavadora. Aspira el colchón para remover pelos y quitar la suciedad. Utiliza pañitos húmedos de bebé para limpiar el colchón y evitar la formación de moho y hongos.
  5. Emplea cajas: coloca la cuna, el colchón y su funda en cajas para colocarlos en una bodega temporal. Esto también evitará la formación de moho.

Cómo almacenar los columpios y las hamacas para bebé

Los consejos son similares a los cuidados de la ropa de bebé. Lava las partes de tela de los columpios y hamacas en la lavadora y déjalas secar al aire libre. Si eso no es posible, lava la superficie y déjala secar en el sol para que se desinfecte. 

Luego, asegúrate de que todas las partes estén secas antes de colocarlas en una unidad de almacenaje para evitar la formación de moho y hongos en la tela y que las piezas de metal se oxiden.

¿Cómo cuidar la ropa y los artículos de bebé almacenados?

Es recomendable visitar el almacén al menos una vez al mes para revisar las pertenencias delicadas de tu bebé. Cuando lo hagas, busca posibles problemas y asegúrate de que todo esté en orden. 

Cuando necesites utilizar de nuevo la ropa de tu hijo menor, sácala del depósito, sacúdela, desinféctala, aspírala y ventílala antes de utilizarla, especialmente las prendas de tela delicada. Por último, lávalas antes de vestir a tu engreído. 

Ahora ya conoces cómo conservar la ropa de tu pequeño para que perdure en el tiempo. Si sabes que necesitarás artículos de bebé en el futuro, pero no por ahora, ¿por qué conservarlos en tu casa? En lugar de eso, ¡ordena tu hogar utilizando un depósito de alquiler! 

Contacta a The Safe Storage Co si estás interesado en bodegas de almacenaje. Tenemos unidades de varios tamaños para diferentes tipos de artículos y en una zona de fácil acceso.

Deja un Comentario