¿Cómo organizar un armario?

El resultado de organizar tu hogar, especialmente los armarios, puede darte un sentimiento agradable. Todos desean arreglarlos, pero un vistazo rápido en los armarios puede recordarte que no es tan fácil sin la ayuda de alguien más, sin un depósito de alquiler o sin un experto en organización para guiarte a través del proyecto.

Afortunadamente, la forma más segura de empezar es con un plan de organización de armarios. No solo reducirá la cantidad de preguntas que puedas tener durante el proceso, sino que podrás evitar alguna mala decisión. Para ayudarte con esto, en The Safe Storage Co. te mostramos cómo organizar un armario.

Pasos para un armario organizado

La forma en la que organizas tu armario será ligeramente diferente de acuerdo con el espacio que dispongas, el tamaño de tu guardarropa y tu estilo de vida. Sin embargo, estos siete pasos universales se pueden aplicar en cualquier armario.

  1. Recopila tus suministros para organizar tu closet, incluye, de manera general, una cesta y una cinta métrica.
  2. Vacía el armario por completo: ropa, zapatos, organizadores, ganchos, etc.
  3. Limpia tu armario.
  4. Depura tu guardarropa y dona, vende o desecha los artículos que ya no necesitas, ya sea ropa, zapatos o accesorios (deberás clasificarlos primero).
  5. Evalúa tus opciones en organizadores para asegurarte de que se ajustan al espacio de tu armario y a la cantidad de ropa, zapatos y accesorios que necesites guardar. Prepara un presupuesto para esto.
  6. Organiza tu ropa, zapatos y accesorios de nuevo en tu armario agrupándolos en artículos similares y coloca tus artículos más útiles en los gabinetes más accesibles.
  7. Crea un plan para mantener tu armario organizado para que nunca se convierta en un desorden nuevamente.

Lo que necesitas para organizar tu armario

organizar armario

El primer paso para organizar tu armario es estar seguro de que cuentas con las herramientas y suministros adecuados a tu alcance antes de empezar. Resístete a la necesidad de iniciar este proyecto después de un largo día de trabajo. 

Para organizar un armario correctamente y que permanezca así durante un largo tiempo, tendrás que prepararte un poco previamente y separar un tiempo en tu agenda.

Alguno de los objetos más recomendamos para organizar tu armario son:

  • Bolsas de compras: usa bolsas resistentes para transportar ropa al centro de donación o a la lavandería. Si no tienes bolsas, las cajas y los contenedores de plástico también te serán muy útiles.
  • Cinta métrica: mide la estantería principal y el espacio que dispones para colgar. No olvides tener un cuaderno para anotar las medidas de tu armario.
  • Espejo de cuerpo completo: para decidir entre qué ropa desechar y cuál mantener, asegúrate de que tu espejo puede reflejar tu imagen completa.
  • Cesta guarda-todo: Esto incluye tarjetas, papeles, bandas de goma, clips de cabello, un poco de efectivo y recibos que puedes encontrar en los bolsillos de algunos pantalones. Es ideal contar con esta para que no te detengas a mitad de camino solo para guardar estos pequeños artículos; así que simplemente colócalos a un lado por ahora en este cesto.

Además, ten una idea de lo que vas a hacer con la ropa que ya no necesites y que esté en buen estado. Tienes 3 opciones: Donarlas, regalarlas o venderlas. Trata de donar y regalar tanta ropa como te sea posible y considera tirar solo aquellas prendas que están muy dañadas.

Vacía y limpia tu armario

Si estás acostumbrado a colocar toda la ropa dentro del armario, esto va a ser raro, porque estás a punto de sacar todo. Retira todo del armario, incluyendo los ganchos, canastas, contenedores y cualquier otra cosa que pueda estar en el piso o estanterías. ¡Todo es en verdad todo!

Necesitas un espacio libre y limpio para planificar y visualizar cómo vas a volver a organizar tu armario. Una unidad de almacenamiento puede ser de gran ayuda para guardar tu ropa por el momento. Luego de que hayas desocupado todo, empieza por limpiar el espacio a profundidad.

Primero, limpia el polvo en las estanterías y las varillas para los ganchos. A continuación, utiliza la aspiradora y trapea el piso. Finalmente, limpia las estanterías, los espacios para colgar, paredes y zócalos con un buen limpiatodo. No olvides limpiar alguna canasta o contenedor que puedan estar acumulando suciedad y polvo.

Te puede interesar: Consejos para el almacenamiento de ropa en bodegas

Depura tu ropa, zapatos y accesorios

depura ropa zapatos accesorios

Algunas personas temen depurar sus cosas porque les encanta aferrarse a las cosas que “pueden necesitar algún día” o que “se usan para encajar / estar en estilo”. Concéntrate en qué mantener en lugar de aquellas de las que te quieres deshacer.

Cuando estés por decidir si mantener algo, es útil hacerte estas preguntas:

  • ¿Te gusta?
  • ¿Lo usas?
  • ¿Proyecta la imagen que quieres retratar?

Si la respuesta es “Sí” para las tres, entonces sin duda puedes quedarte con ese elemento. Recuerda que los armarios son espacios finitos, así que elige sabiamente a que renunciar y prepárate para separar tu ropa en pilas distintas:

  • Mantener: Mantén cualquier cosa que ames y uses a menudo.
  • Buen estado: Puedes vender algunos artículos, tanto ropa como zapatos y accesorios que estén en buen estado.También puedes regalarlos a amigos o familiares cercanos.
  • Donar: Los artículos de esta pila deben estar, también, en buen estado. Piensa en algo “ligeramente usado” al agregar una prenda en este apartado.
  • Desechar: La ropa para desechar incluiría cualquier cosa manchada, rasgada o cualquier cosa que no pueda tener reparación.

Si aún tienes dificultades al decidir, entonces crea una pila de “tal vez”. Coloca tu pila de “tal vez” en un contenedor (el que gustes) y revísala uno, tres o seis meses después. Si olvidaste estos artículos o nunca pensaste en usarlos, puedes donarlos o venderlos sin problemas.

Recuerda que puedes colocar tus pilas de ropa en cajas o cestos para que sea más cómodo transportarlas; y si estos te ocupan mucho espacio innecesario en tu hogar, puedes utilizar una bodega de almacenamiento para que permanezcan allí durante el tiempo que necesites.

Compra organizadores

Encontrar los organizadores correctos para tu closet puede ser un desafío. Afortunadamente, existen excelentes opciones para todo tipo de armarios, pero la mayoría de estas pueden estar fuera del presupuesto que quizá pensaste en un inicio. 

Te recomendamos averiguar todo tipo de artículos para esta labor, desde separadores hasta organizadores con cajones; luego, determina un presupuesto en base a ello. Te ayudará a tener una idea más realista de cuánto necesitarás.

Consejos de almacenamiento de armario

Los organizadores en tu armario no van a crear más espacio en este. Sin embargo, los organizadores en tu armario y los propios gabinetes de este pueden ayudarte a obtener más espacio para almacenar. Por ejemplo:

  • Un taburete te facilitará llegar a los estantes superiores de tu armario.
  • Un estante de zapatos detrás de la puerta puede convertir esta en el lugar perfecto para almacenar zapatos, accesorios o ambos.

En algún momento, podrías verte tentado a usar tu tarjeta de crédito y comprar un sistema de armario caro. Antes de eso, mide el espacio, evalúa lo que ya tienes, y luego planifica la organización de tu armario, es posible que no te haga falta. Compra solo lo que necesitas para guardar tu ropa. 

No olvides medir el espacio en donde colocarás estos artículos por lo menos tres veces antes de comprar un nuevo elemento de almacenamiento. Nada es peor que cargar algo a casa solo para darte cuenta que es demasiado ancho.

Te puede interesar: Consejos para organizar tu ropa en poco espacio

Organiza tu ropa, zapatos y accesorios

Ahora vuelve a juntar todo de una manera que tenga sentido para tu estilo. Utiliza todo el espacio disponible, y adminístralo correctamente. Te recomendamos que primero pienses en dónde tiene sentido almacenar cada categoría de ropa y luego piensa en los lugares más a tu alcance en tu armario para tu ropa del día a día.

Grupo de prendas similares

Junta tus cinturones, suéteres, camisas de manga larga, pantalones de trabajo, vestidos, pantalones jeans, shorts, entre otros, y decide el mejor lugar para guardar cada artículo por grupo (por ejemplo, puedes colgar pantalones en el armario y doblar los suéteres para guardarlos en un cajón). 

Juntar tu ropa en grupos similares te ayudará a descubrir cuánto espacio necesitas y cuál será la mejor manera de guardar ropa de acuerdo con su función.

Prioriza los espacios adecuadamente

Reserva el frente y la mitad de tu armario para la ropa que utilices más a menudo. Si tienes que vestirte para trabajar cada mañana a las 6 a.m., asegúrate de que tu ropa de trabajo esté en la parte delantera del armario. 

La ropa menos frecuente como la ropa formal y la ropa fuera de temporada deben guardarse en la parte posterior y en los estantes superiores.

Mantén el orden en tu armario

Cuanto más a menudo trabajes en el mantenimiento de tu armario, menos tiempo te tomará cada nuevo proceso. Revisa tu armario y ordénalo con calma una vez al mes, el proceso completo de la reorganización puedes hacerla dos veces al año.

Seguir con un horario de limpieza, ya sea por temporada, por fecha (como en año nuevo), o por un evento puede ayudarte a simplificar esta tarea. Si en algún momento no puedes encontrar una prenda importante, esta es una buena señal de que necesitas organizar tu armario nuevamente. ¡Recuerda que siempre puedes alquilar un almacén para ayudarte con este proceso!

En The Safe Storage Co. Brindamos el servicio de alquiler de depósitos para guardar cosas, de esta manera podrás mantener tus bienes protegidos y en una zona de fácil acceso para ti. Comunícate con nosotros si estás interesado en nuestras unidades de almacenamiento.

 

Deja un Comentario